lunes, octubre 11, 2004

Y es entonces cuando le doy un poco más de valor a la frontera.
Si yo creía que los paris electrónicos eran medio aburridos en Tj, aquí son medio peor. La gente no baila, la neta no sé si todos sean así, pero al que fui el viernes así fue. Fui porque un buen muchacho me invitó y no podía negarme, además nos dio cortesías a mí y a M. La cosa es que la gente se la pasa pisteando y no bailan. De pronto hasta sentí empatía por los electrónicos.
Así como a mi me choca la sola idea de todos los "punks" que agarran todo de moda y peor las morras que hacen eso, supongo que a los electrónicos de corazón, no les ha de caer nada en gracia que de pronto una manada de gente se crea electrónico, que se haya vuelto lo cool o chido de escuchar. Que ahora ser medio rocker y fresa no sea lo chido, sino ser electrónico y medio jipi.
Pero por un momento sentí que en tijuana, al menos son divertidos los paris. Tal vez eso era porque conocía a más gente.
* * * *

No hay comentarios.: